Newell’s empató con Lanús y cerró una buena campaña

NEWELL'S OLD BOYS CUNA DE LA NOTICIA

Newell’s igualó 0 a 0 con Lanús, en un partido en el que el rojinegro fue un poquito más que su rival y tuvo algunas chances para desnivelar, pero entre la impericia de sus delanteros y la buen la tarea de Marchesín debió conformarse con el reparto de puntos. Terminó sumando 32 puntos, que le permiten redondear un buen torneo y tener oxígeno para el Apertura y se llevó como premio el aplauso de su gente

Newell’s le bajó el telón al Clausura con un empate en cero ante Lanús en el Coloso, que, si bien le permitió cosechar 32 puntos en el campeonato, no le posibilitó tener una mejor despedida ante su gente que, como siempre, colmó el estadio del Parque para acompañar y alentar al equipo del Tata Martino, que terminó redondeando una muy buena campaña, sobre todo si se tiene en cuenta las condiciones en que arrancó este torneo.

Pero al igual que en el partido anterior ante San Martín, en San Juan, el rojinegro se quedó en el amague y no pudo plasmar esa pequeña luz de ventaja que sacó a lo largo de estos últimos 90 minutos del torneo. Es que si bien contó con más y mejores chances que su rival para quebrar el cero, entre su falta de puntería, impericia en la definición y la notable actuación del arquero rival, Agustín Marchesín, una de las figuras del partido, se debió conformar con el reparto de puntos.

En este rubro también hay que destacar a Peratta, que, aunque no tuvo mucho trabajo, cada vez que lo llamaron a actuar lo hizo con acierto y eficacia, como en el arranque del partido cuando tapó, en la misma jugada, dos pelotas de gol o cuando se anticipó a Romero en un pelotazo largo, en lo que pudo haber sido el último partido del arquero en el Parque.

Sin embargo, este empate con sabor a poco en la despedida le permite llegar a los 32 puntos en el torneo -está cuarto hasta el momento-, que, además, de haber dejado en el olvido aquel comienzo angustiante, en que estaba más cerca de los puestos de la promoción que de la punta del torneo, le permitió conseguir los puntos necesarios para escapar de esa zona caliente y estar peleando a lo largo de la mayor parte del torneo los puestos de privilegio de este campeonato. Y, aunque la nafta no le alcanzó para pelear hasta la última fecha el título del Clausura, como le hubiese gustado a todo el pueblo leproso, al menos le sirvió para conseguir más oxígeno para el próximo torneo, además de una mejor plataforma de lanzamiento para encarar el próximo Apertura con otro semblante y seguramente con otra necesidad también.

Por eso el empate tampoco terminó siendo tan mal negocio y así lo entendió la gente que despidió al equipo del Tata Martino con aplausos y cánticos, una muestra de reconocimiento al esfuerzo que hicieron a lo largo de un semestre que arrancó para ser muy sufrido para los hinchas y que terminaron lamentándose por las chances desperdiciadas que le hubiesen permitió pelear más arriba. Una muestra del significado que tienen esos 32 puntos para el pueblo leproso. (La Capital)

Cuna de la Noticia

cunadelanoticia