Estafas en el Banco Municipal: Los jueces ahora serán los juzgados

FISCAL COVANI

El fiscal Carlos Covani presentó la requisitoria de elevación a juicio en la que dos ex jueces se sentarán en el banquillo. En total, la Fiscalía contabilizó 88 estafas en las que están involucrados dos jueces, un secretario de juzgado, un martillero y un empleado bancario.

Los acusados son el ex juez Alejandro Pedro Martín –quien estuvo a cargo del Juzgado Civil y Comercial de la 17ª nominación–, Ricardo Lavaca, quien fue secretario de la misma dependencia, el ex juez Jorge Scavone, el martillero Oscar Kovalevski, y un empleado bancario. Covani presentó la acusación, que una vez convalidada pasa al juez de sentencia. La expectativa de pena es de tres años de prisión para Lavaca, Scavone y el empleado del banco; y cinco años de mínimo para Kovalevski y Martín.

Como prueba en el caso hay 120 instrumentos falsos hechos por el juez y el secretario. Según la Fiscalía son 33 defraudaciones que se realizaron desde el juzgado de Scavone y 55 desde el de Martín.

Papeles condenatorios
La estafa por la que los ex magistrados irán a juicio tomó estado público en 2012, cuando se conoció que desde el juzgado de Martín se habían librado 56 oficios de cobro por un valor de más de un millón de pesos que pertenecían a distintas cuentas de otras sedes judiciales custodiadas por el Banco Municipal. Según determinó la investigación llevada adelante oportunamente por la magistrada Mónica Lamperti, buena parte de la cifra faltante quedó en manos de tres abogados y un martillero público, quienes recibieron el dinero a través de pagos librados por la entidad financiera.

Acusado

Tal como consta en la causa, el mentor del grupo era el martillero Kovalevski, quien operaba junto con varios abogados que ya recibieron condena en un juicio abreviado y devolvieron parte del dinero. Un año después, la Justicia imputó al ex juez Jorge Scavone por haber participado en una asociación ilícita que se dedicaba a cobrar de manera irregular fondos depositados en cuentas judiciales.

La decisión de imputar a Scavone fue adoptada por la jueza de Instrucción Nº 12 Mónica Lamperti, luego de indagar a su antiguo colega, quien negó cualquier vinculación con hechos ilícitos, pero terminó procesado.

Scavone estuvo al frente del juzgado Civil y Comercial Nº 1 hasta diciembre de 2010, cuando se jubiló. La denuncia que presentó el Banco Municipal de Rosario en su contra se formuló a fines de diciembre de 2012, unas pocas horas antes de que se iniciara la feria judicial.

La investigación del fiscal Covani corroboró que se dictaron 56 medidas desde el Juzgado Civil y Comercial Nº 17 que por distintas vías permitió retirar los fondos desde el Banco Municipal. En el caso de Scavone fueron 33. Las maniobras comenzaron a detectarse a mediados de 2010, en la misma época en que se inició la transferencia de depósitos judiciales del Nuevo Banco de Santa Fe al Municipal. (El Ciudadano)

Cuna de la Noticia

cunadelanoticia