Terminal de Ómnibus: Pasajeros denuncian amenazas de maleteros

Un grupo de pasajeros que durante la noche del viernes abordaban un colectivo en la terminal de ómnibus «Mariano Maoreno» con destino a la costa argentina, denunció abusos y amenazas por parte de los maleteros que se encargaban de cargar el equipaje al colectivo. Lejos del aporte voluntario, pedían entre 20 y 100 pesos, según el bolso, con amenazas de por medio. 

Un grupo de pasajeros arrancó sus vacaciones con ciertas tensiones. Al abordar el colectivo de la empresa Zenit con destino a varias ciudades costeras, de la vecina provincia de Buenos Aires, los pasajeros se tuvieron que enfrentar con «un apriete por parte de los maleteros, que exigieron sumas fijas para cargar el equipaje».

Un grupo de jóvenes tenían cuatro valijas para cargar, una por cada una de ellas. Cuando entregaron el equipaje al maletero, el hombre en malos términos exigió veinte pesos por cada bulto. «Nosotras le dijimos que no sabíamos que había un monto fijo y ahí empezó su defensa en un tono muy amenazante», detalló Andrea. 

«Nos dijo que si acaso nos parecía mucho veinte pesos por el trabajo que ellos hacían, que ellos no tenían trabajo fijo y que esa era la tarifa», detalló. Sin embargo, esa era la tarifa para algunos, para otros el monto iba creciendo según lo que había que cargar. 

Una familia tuvo que dejar 180 pesos, veinte por cada valija y cien extra por cargar una reposera. «Tuve que entregar además de los 20 pesos por casa valija, 100 pesos más por llevar una reposera, cuando ni siquiera me excedía en el peso permitido por la empresa de viajes por cada pasajero. Un total abuso», lamentó Javier. 

Consultados en relación a la acción de los choferes sobre lo que pasaba, todos coincidieron al afirmar que «fue sospechoso, por omisión o por complicidad, dejaron que todo pasara y cuando se les consultaba se hacían los desentendidos».

Además, lejos de ser una situación puntual, los pasajeros aseguran que es una nueva metodología que se instaló en el período de vacaciones. «Según pudimos observar, hacían esto con los colectivos que van a la costa o a otros destinos turísticos. Algo que además te recriminaban cuando te quejabas, diciéndote que ellos no se pueden ir de vacaciones y que pagues lo que te pedían», finalizó Andrea. (Rosario Plus)

Cuna de la Noticia

avatar